¿Sabés cuál es mi problema? Que me estoy enamorando de vos. Y cuando me enamoro soy todo lo insegura que puedo ser y tengo miedo de que vos no sientas lo mismo, de que vos no te estés enamorando. Me siento estúpida queriendo llenar la Internet de corazoncitos, teniendo ganas de estar todo el tiempo al lado tuyo – y que dos días a la semana no sea suficiente. Me molesta de repente sentirme tan dependiente de tu persona, tener pánico a pensar que todo esto a vos no te pasa y en realidad pensás que soy una pesada terrible.